COMPARTIR

Artículos de Salud

Análisis de Antígeno Prostático Específico (PSA): ¿para qué sirve esta prueba?

06  Noviembre  2017

Dr. Miguel Angel Dimas Adame.  Especialista en Patología Clínica.

El antígeno prostático específico, APE o PSA por sus siglas en inglés, es una proteína producida por las células, tanto malignas como benignas, de la glándula prostática. Los niveles de esta proteína pueden medirse en sangre, y dar una idea de cambios en la próstata de un paciente. Estos cambios pueden deberse a causas como infecciones urinarias, o crecimientos benignos de la próstata, pero también a problemas de salud como el cáncer.

¿En qué casos está indicada esta prueba?

La recomendación de este análisis es para hombres a partir de los 50 años, y en el caso de tener una historia familiar de cáncer de próstata, a partir de los 40 ó 45 años.

Esta prueba por sí sola no da un diagnóstico definitivo: debe complementarse con un examen digital de recto en el cual se investiga si la próstata está agrandada, y en caso afirmativo, el médico valorará la necesidad de una biopsia dependiendo de la historia clínica del paciente, y complementará la información con ultrasonido o resonancia magnética.

Una elevada concentración de APE en la sangre no es sinónimo de cáncer, y tampoco una concentración baja lo descarta. Sólo el médico con su experiencia puede dar un diagnóstico preciso. Es posible que el médico pida repetir pocos meses después la prueba si el resultado le pareció alto, y si además se detectó alguna infección urinaria, puede ordenar algún tratamiento para aliviarla.

Si un paciente ya fue diagnosticado con cáncer de próstata y recibió tratamiento para el mismo, esta prueba también le sirve al médico para monitorear al paciente y saber si el cáncer ha regresado en determinado momento.

Contacto:
Laboratorio de Análisis Clínicos
Teléfono: (81) 8389.8365 y (81) 8347.1010 ext. 4019, 4020 y 4021

BUSCA TU ESPECIALISTA