COMPARTIR

Artículos de Salud

Beneficios de ingerir agua

05  Febrero  2016

Dr. Genaro Vázquez Elizondo.  Especialista en Gastroenterología, Medicina Interna.

El agua es un componente vital para el ser humano que está distribuida en todo el cuerpo, presente en un 75 por ciento de éste al nacer, y un 60 por ciento al alcanzar la adultez. Constituye porcentajes muy significativos de todas las estructuras que conforman nuestro cuerpo, tal como es el cerebro (75 por ciento).

Múltiples beneficios

Al ingerir suficiente agua, el funcionamiento del cerebro es óptimo, ya que con estados de deshidratación, inclusive leves, se ha demostrado que existen efectos negativos en el estado de ánimo, la capacidad de concentración, la ejecución motora fina y la memoria a corto plazo. No obstante, estudios similares demostraron que una correcta hidratación mejora considerablemente el rendimiento cognitivo.

Consecuencias de no ingerir suficiente agua

No tomar la cantidad suficiente de agua trae consigo una serie de desbalances que sirven de alerta para indicarnos que no estamos lo suficientemente hidratados. Si éstos son ignorados, pueden desencadenar problemas de salud graves.

Cuando se presentan estados leves de deshidratación, los síntomas que suelen aparecer son:

  • Dolor de cabeza.
  • Cansancio.
  • Calambres.
  • Dolores musculares.
  • Dificultad para concentrarse.
  • Alteraciones del estado de ánimo (irritabilidad).

En cuestión de rendimiento cognitivo e intelectual, un descenso de al menos el 2 por ciento del agua en nuestro organismo puede provocar pérdida momentánea de la memoria y una disminución significativa en la concentración.

¿Cuánta agua debemos consumir?

Convencionalmente se cree que el consumo ideal de agua para mantenernos hidratados es de 2 litros u 8 vasos de agua diarios, lo cual es erróneo.

Esta regla es muy popular en los Estados Unidos, pues aplicar la regla de "8 x 8" (ocho vasos de ocho onzas de agua) era fácil de recordar. No obstante, la Academia Nacional de Ciencias del mismo país recomienda que los hombres deben consumir 3 litros y las mujeres 2.2 litros diariamente.

Es importante recordar que esto no se refiere exclusivamente a agua, sino a toda ingesta de líquidos, aún aquellos contenidos en alimentos, que típicamente proveen aproximadamente el 20 por ciento de la ingesta diaria de líquidos.

De esta forma, la regla de "8 x 8" aplica para el consumo exclusivamente de líquidos, pero recordando que en realidad la ingesta recomendada es un poco mayor, sobre todo cuando se hace ejercicio, hace mucho calor (o humedad, ya que aumenta la frecuencia de respiraciones) o en el embarazo y lactancia.

Consejos para una correcta hidratación

  • Beber agua antes, durante y después de realizar ejercicio, sobre todo cuando se presente una pérdida considerable de líquidos por medio de la transpiración.
  • Sustituir por agua los refrescos, alcohol o cafeína durante las comidas.
  • Preferir las bebidas de bajas calorías (o libres de calorías) sobre las azucaradas.
  • Evitar bebidas excesivamente dulces.
  • Consumir alimentos ricos en agua, tales como las frutas, verduras y hortalizas.

Generalmente, si se ingieren suficientes líquidos rara vez se sentirá con sed y el color de su orina será transparente o de un tono amarillo claro.

Ante inquietudes o anomalías, se debe acudir al médico para resolver cualquier duda sobre nuestros hábitos de hidratación y cuáles son las medidas pertinentes para cuidar de nuestra salud.

Contacto
Teléfono: (81) 8333.5601 y 8347.4143

BUSCA TU ESPECIALISTA