COMPARTIR

Últimas Noticias

¿Qué hacer antes, durante y después de donar sangre?

14  Junio  2017

Donar sangre: la sola idea de considerarlo puede producir nervios. Pero quienes ya lo han hecho saben que es una sensación muy gratificante poder ayudar a otro ser humano de esta manera, independientemente de que lo conozcamos o no.

¿Cómo prepararse para donar sangre?

Es fácil encontrar en hospitales y bancos de sangre la lista de requisitos para hacerlo. Por lo general se pide un ayuno mínimo de 4 horas, aunque tampoco debe ser muy prolongado. Al llegar, personal del banco de sangre realizará una entrevista al donador -quien debe señalar al encargado si su donación es altruista (que no conoce a quien la requiera o no va por una necesidad en particular), o si acude a nombre de algún paciente ingresado-. La entrevista es un primer filtro para descartar impedimentos como:

  • Consumo reciente de ciertos medicamentos
  • Enfermedades simples pero que impiden la donación
  • Incumplimiento de otros criterios (ayuno, enfermedades previas, peso, edad)
  • Venas muy "delgadas"

El encargado tomará una muestra de sangre del posible donador, quien deberá esperar un rato a que sea analizada para descartar padecimientos que pudieran haber permanecido ocultos o condiciones como la anemia, que pueden imposibilitar la donación. Si la sangre es apta, se llamará al donador para extraerla.

Durante el proceso de donación

El donador pasará a un espacio donde se sentará en un sillón reclinable, y se le colocará una aguja con la que se le extraerá la sangre, que va a una bolsa ubicada a un lado del sillón. El personal del banco de sangre estará al pendiente en todo momento. Cualquier malestar (mareo, dolor), debe ser reportado inmediatamente. El procedimiento de la donación tiene una duración de 12 a 18 minutos, es un tiempo corto, y el beneficio que representa es enorme para quienes requieren una transfusión sanguínea.

Al finalizar el proceso de donación

Una vez extraída la sangre, medio litro aproximadamente, el donador recibirá un refrigerio que debe consumir tan pronto termine el procedimiento, antes de retirarse de las instalaciones. Si en ese tiempo se siente bien, puede irse. Se recomienda no hacer esfuerzos (ejercicio vigoroso, cargar cosas pesadas) en las siguientes 24 horas. El volumen de sangre se recupera en un lapso de 2 a 3 semanas, consumiendo líquidos y llevando una buena alimentación, aunque deben pasar más de 2 meses antes de donar nuevamente.

Si al finalizar el proceso, el donador sabe que, por cualquier razón no mencionada al personal del banco de sangre, no debería donar, existe un buzón donde puede autoexcluirse. Esto siempre será mejor que hacer correr un riesgo a otra persona.

Mitos y realidades de la donación de sangre

Es común escuchar que no se puede donar sangre si se tiene un tatuaje, o pensar que si mi tipo de sangre no es compatible con el del paciente, tampoco sirve acudir a donar. Es importante mantenerse informado acerca de los reglamentos y requisitos vigentes, ya que actualmente bajo ciertas circunstancias es posible donar a pesar de tener un tatuaje, y no siempre la sangre donada debe coincidir con la del paciente que la necesita.

La sangre siempre se requiere en hospitales. Existen pacientes foráneos que no tienen familiares en la ciudad donde se encuentran hospitalizados, o familias pequeñas con pocos contactos que acudan a donar. También están los casos de grupos sanguíneos poco comunes que son difíciles de conseguir. Donar sangre siempre es un regalo de vida para otro ser humano, y por tanto, una gran satisfacción personal para quien lo hace. Hoy por los demás, mañana podría ser por nosotros mismos.

Banco de Sangre
Teléfono: (81) 1366.8620 y (81) 8347.1010 ext. 8350
Correo electrónico: bancodesangre.hsj@servicios.tecsalud.mx

BUSCA TU ESPECIALISTA