COMPARTIR

Últimas Noticias

Las 5 enfermedades respiratorias más comunes en invierno

11  Enero  2016

Las bajas temperaturas ya se sintieron en la ciudad, por ello no hay que bajar la guardia para prevenir las enfermedades respiratorias, por lo que te compartimos las principales cinco:

1. Resfriado común. En la mayoría de los casos causa secreción y congestión nasal, así como estornudo. También puede estar presente dolor de garganta y cabeza, tos, entre otros síntomas.

Puede ocurrir en cualquier momento del año, pero es más común en el invierno o en temporada de lluvias. El virus del resfriado se propaga a través de diminutas gotas aéreas que se liberan cuando una persona estornuda, tose o se suena la nariz.

Los síntomas más frecuentes son congestión nasal, carraspera, estornudo, dolor de garganta y tos.

2. Influenza. Es una enfermedad aguda de las vías respiratorias, es curable y controlable si se recibe atención médica oportuna y los cuidados necesarios. Este padecimiento se clasifica en tres tipos: A, B y C.

La influenza causa problemas respiratorios fuertes, sobre todo a nivel pulmonar, provocando tos y fiebre de manera súbita, haciendo que las personas se sientan muy mal. Es muy peligrosa y puede ser potencialmente mortal. No es una gripe común.

El contagio se da de una persona a otra (el virus entra al organismo por la boca, nariz y ojos), expulsando gotas de saliva al estornudar o toser frente a otro individuo sin cubrirse la boca y la nariz, así como al saludar de mano, beso o abrazo.

La fiebre mayor a 38 °C, la tos, el dolor de cabeza y dolor muscular, y de articulaciones son algunos de los síntomas más comunes.

3. Faringitis. Es una molestia en la garganta que a menudo hace que se presente dolor al deglutir, causando hinchazón de la parte posterior de la faringe, entre las amígdalas y la laringe.

La mayoría de los dolores de garganta son causados por resfriados o gripe. Gran parte de los casos de faringitis ocurren durante los meses más fríos.

El principal síntoma es el dolor de garganta, además de fiebre, ganglios linfáticos inflamados en el cuello y dolor cabeza.

4. Bronquitis. Es la inflamación de las vías aéreas principales que llevan aire hacia los pulmones, provocando que se estrechen las vías respiratorias, lo cual dificulta la respiración.

Cuando se presenta la bronquitis, casi siempre viene después de haber tenido un resfriado o una enfermedad seudogripal. Primero afecta a la nariz, los senos paranasales y la garganta; posteriormente se propaga a las vías respiratorias que lleva a los pulmones.

Los síntomas más comunes son molestia en el pecho, tos que produce moco y dificultad para respirar.

5. Neumonía. Es un tipo de infección respiratoria aguda que afecta los pulmones, causando una dolorosa respiración y limitando la absorción de oxígeno. Este problema de salud es causado por diversos agentes infecciosos como virus, bacterias u hongos.

La neumonía puede propagarse por diversas vías, como los virus y bacterias presentes comúnmente en la nariz o garganta de las personas. También puede expandirse por vías aéreas a través de los tosidos y estornudos.

Entre los síntomas que se pueden presentar están la dificultad para respirar, fiebre y sibilancias.

Fuente: Organización Mundial de la Salud

BUSCA TU ESPECIALISTA