COMPARTIR

Últimas Noticias

Pulmones como fuente de vida

12  Noviembre  2012

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud, 1.4 millones de niños menores de cinco años mueren anualmente en el mundo a causa de neumonía. El 12 de noviembre se estableció como el Día Mundial contra la Neumonía.

La neumonía es una infección respiratoria que afecta los pulmones. En este padecimiento los alvéolos, quienes son los encargados de realizar el intercambio de gases que permite al organismo obtener oxígeno, se llenan de pus y líquido lo que dificulta la respiración haciéndola dolorosa y escasa.

Los virus y las bacterias son los principales causantes de neumonía; llegan a los pulmones por medio del aire inhalado por nariz y boca invadiendo las células localizadas en los alvéolos.

El virus de la gripe y el sinicital respiratorio son desencadenantes primarios de la neumonía viral. El neumococo es la causa más común de neumonía bacteriana la cual se caracteriza por una tos con expulsión de mucosidad verdosa y afecta sobretodo a la población adulta.

 

Cómo identificarlo

La neumonía viral y bacteriana suelen presentar síntomas similares en pacientes, como los siguientes:

  • Respiración anormal.
  • Fiebre.
  • Escalofríos.
  • Pérdida de apetito.
  • Tos, puede ir desde seca hasta con sangre.
  • Sibilancia, sonido agudo durante la respiración.

En casos graves se presenta dificultad para ingerir alimentos, contracción del tórax durante la respiración, hipotermia y convulsiones.

Si presentan estos síntomas en el paciente es indispensable realizar una radiografía de tórax para confirmar el diagnóstico.

 

Se puede prevenir

Existen diferentes actividades que ayudan a prevenir la neumonía:

  • Inmunización contra la tos ferina, neumococos y sarampión principalmente.
  • Alimentación adecuada, mejora las defensas naturales.
  • Control de factores ambientales, fomentando una higiene en el hogar.
  • Dejar el tabaco, eliminando contaminación del aire.

Esta infección ha cobrado la vida de millones resultado de un seguimiento y tratamiento inadecuados. La neumonía puede tratarse con antibióticos recetados por especialistas de la salud, en ocasiones extremas se llega a recurrir a la hospitalización.

BUSCA TU ESPECIALISTA